Ferrum metallicum

Ferrum metallicum
Hombre fatigado
Ferrum metallicum le corresponde a personas débiles y muy sensibles en los planos físico y psíquico. Suelen tener un tinte pálido, aunque se ruboricen fácilmente, y pueden presentar problemas de peso (delgadez extrema o bien obesidad).
Nombre común:
Fierro (hierro) reducido.
Origen:
En estado puro, el fierro es blanco grisáceo y duro, pero se le encuentra más en forma de diversos minerales.
Usos habituales:
Este remedio se indica a veces para tratar ciertos estados anémicos.
¿Quien puede usar este remedio?
Personalidad y comportamiento

La persona Ferrum metallicum es muy nerviosa: el menor ruido le parece Insoportable y la irrita; la menor contradicción le preveca cólera e intolerancia. Su humor cambiante le produce a veces gran agitación (se levanta, se acuesta, cambia de cama, etc.). Caminar despacio le sienta muy bien.
Trastornos generales Fatiga pronta (con sólo hablar o caminar). Tendencia a sangrar fácilmente y a tener problemas de anemia. Dolores que aparecen en reposo y obligan a
mover despacio la parte sensible. Predisposición a la hinchazón (edema) y a los derrames. Relajamiento muscular que origina una tendencia al prolapso.
Variación de los síntomas• Factores de agravación: los grandes calores y el frío, la noche, sobre todo hacia  medianoche, los esfuerzos violentos, comer, la pérdida de líquidos vitales (sangre, por ejemplo) y la transpiración, las emociones y la cólera.
• Factores de mejoría: los movimientos suaves, la actividad, el esfuerzo intelectual moderado. 
Preferencias alimentarias: Aversión hacia los alimentos grasos; intolerancia a los huevos.
Trastornas locales
• Cabeza, Dolor de cabeza prolongado, que comienza en las sienes y se irradia a la parte posterior de la cabeza, punzante y como martilleos. Punzadas que obligan a la persona a acostarse, asociadas con aversién hacia los alimentos y bebidas. Sensación de que
una banda de hierro apretara la cabeza. Reflujo de sangre a la cabeza, calor del
rostro, venas hinchadas.
• Cara. Reflujo de sangre a la cara al menor dolor, emoción o después de un esfuerzo, seguido de palidez. Rasgos abotagados.
• Ojos. Predisposición a la enfermedad de Basedow (enfermedad autoinmune del tiroides) que causa trastornos oculares (en particular, prominencia de los globos oculares). Párpados
hinchados, ojos rojos y con lagrimeo.
• Nariz. Hemorragias nasales frecuentes en les niños.
• Boca. Dolores de dientes que mejoran con el agua fría. En el niño, dentición diffcil y lenta.
• Aparato reaplratorio. Falta de aire, can Inspiración difícil y tendencia al asma. Tos seca.
• Corazón y circulación: Palpitaciones que obligan a la persona a moverse constantemente; no puede permanecer de pie ni sentada.
• Estomago:. Apetito voraz constante, o bien alternada con falta do apetito, dolores y sensación de ardor en el estómago. Vómito en plena noche, después de toser o de un movimiento importante. Vómitos sin náuseas previas durante la comida, que no altera
el apetito (la persona puede seguir comiendo), especialmente durante el embarazo.
• Aparate genital femenino. Durante la menstruación, dolores en el vientre y la región lumbar que semejan les dolores del parta. La abundancia del flujo menstrual se acentúa al menor
movimiento.
• Extremidades. Calambres súbitas en las pantorrillas, la planta y los dedos de los pies, toleres intensos en brazos, hombros y articulaciones de las caderas, particularmente en reposo. Debilidad de las rodillas. Várices durante el embarazo.
• Fiebre, Escalofríos acompañados de sed intensa, precedidos y seguidos de dolor de cabeza. Temblor de todo el cuerpo. Pies y manos fríos, cara roja. Transpiración abundante que agrava todos los síntomas.
• Vértigo. Tendencia a caer hacia adelante.
Fuente de la imágen: http://www.camptocamp.org/images/239824/fr/grosse-fatigue-a-rum

Comentarios

Entradas populares de este blog

Lachesis mutus

China officinalis

Thuja occidentalis